fbpx

TRACKEA LAS CONDUCTAS DE TUS CLIENTES CON MÉTRICAS DIGITALES

En el artículo de esta semana os traigo un tema que me encanta: medir. Sí,  todo lo que sean estadísticas y mediciones me vuelven loca. 

Os voy a contar de qué sirve medir las interacciones más importantes y cómo podemos empezar a establecer objetivos para las conductas de nuestros clientes. Además veremos cuáles son las principales métricas de conducta para canales propios y de terceros. 

MEDIR LAS ACCIONES DEL CONSUMIDOR

Una de las grandes ventajas del mundo digital es la cantidad de información que podemos obtener, y es que en definitiva, en este mundo todo son datos. Esto hace que sea relativamente fácil saber si tus acciones de marketing están funcionando o no. 

Lo difícil está en saber qué medir. Puedes calcular cuántos clientes consigues (adquisición de clientes), y en qué medida hacen lo que tú quieres que hagan. Es decir, el resultado que consigues (venta, inscripciones, visibilidad, etc). Pero no debes pasar por alto lo que ocurre entre estas dos acciones.

¿QUÉ HACEN LOS CLIENTES CUANDO LLEGAN A TU SITIO WEB O A TUS PERFILES EN REDES SOCIALES?

En el marketing digital es muy importante generar intercambios inspiradores y relevantes. Mostrar a los clientes que tienes un auténtico compromiso con ellos. Pero, ¿cómo son esos intercambios? ¿Crees que esa interacción es significativa? Estas son algunas de las preguntas que nos podríamos hacer:

  • ¿Es revelador que los usuarios vean la totalidad de tu vídeo? La respuesta es un rotundo sí. 
  • Una persona visita tu sitio web varias veces, ¿es importante medirlo? Por supuesto que sí. 
  • ¿Es significativo cuando aterrizan en la página de inicio y la abandonan inmediatamente? No.
  • ¿Es importante la cantidad de retweets, me gusta, compartidos, etc? Sí lo es
Las interacciones significativas te muestran que las personas están teniendo una reacción positiva a tu estrategia digital. Piensa que si están viendo tu vídeo entero, comparten tu contenido, dan a me gusta o lo guardan  y vuelven a tu web más veces, es porque les interesa y lo estás haciendo bien.

POR DÓNDE EMPEZAR A MEDIR

Lo primero que hay que hacer es descubrir el comportamiento de las personas que son tus clientes y saber qué es lo que agrega valor a tu empresa. 

Una buena forma de comenzar es pensar cómo quieres que se comporte la gente cuando esté en tu sitio web, tus apps o tus redes sociales. 

Hazte la siguientes preguntas: ¿qué páginas quiero que visite la gente? ¿Deberían volver muchas veces? ¿Qué vídeos o contenidos deberían ver o compartir?

Una vez que sabes qué comportamientos son importantes puedes empezar a medirlos. 

Puedes utilizar Google Analytics, WebTrends, Adobe Analytics, Socialgest, Hootsuite,etc. Hay muchísimas herramientas que te pueden ayudar a medir en canales propios (los que tu controlas, como tu página web) o de terceros (los que solo te permiten postear o personalizar, como las redes sociales). 

Vamos a hablar de las diferentes métricas que existen para unos y otros, así como la información que te proporcionan sobre tu marketing digital.

MÉTRICAS QUE EXISTEN PARA CANALES PROPIOS Y CANALES DE TERCEROS

Vamos a empezar con los canales propios como tu página web.

Desde el escritorio de tu sitio web debes medir la tasa de rebote y la lealtad de los visitantes.

La tasa de rebote se refiere al tanto por ciento de personas que llegan a tu sitio web y se marchan de inmediato. También puedes configurarlo para que te diga el porcentaje de personas que solo mira una página (por ejemplo la de inicio).

Ejemplos: Una persona puede hacer clic en tu anuncio por error, llegar a tu web y retroceder de inmediato. Otra persona que sea compradora compulsiva puede llegar a tu página de inicio pero no mirar ninguna otra página. 

Una tasa de rebote baja es buena porque te dice que las personas se están quedando en tu web, pero también es muy buena porque significa que tu página satisface las expectativas que tenían las personas cuando hicieron clic en tu anuncio o en el resultado de la búsqueda. 

La lealtad del visitante te indica la frecuencia con la que alguien vuelve a tu sitio, y para medirla debes establecer un objetivo de cuán a menudo quieres que vuelva la gente (siempre en un plazo de tiempo determinado, evidentemente). 

Imaginemos que descubres que los usuarios que más permanecen como clientes fieles, son los que visitan tu sitio 5 veces o más en un mes. Esto es entonces lo que debes medir: cuántas personas vuelven a tu web 5 veces en 30 días. 

La tasa de rebote también es muy importante en los móviles. La mayoría de dispositivos móviles y navegadores, hace que sea muy fácil pulsar el botón de retroceder y salir de un lugar en una fracción de segundo. 

Tener una tasa de rebote mala o alta te indica que tu sitio no está funcionando bien para dispositivos móviles. El no poder navegar fácilmente y tiempos de descarga lentos, son los principales motivos de rebote. Debes tener en cuenta que cuanto más fácil sea la navegación en tu web móvil, las personas estarán más tiempo en ella. Si la experiencia es complicada o confusa no van a perder el tiempo. 

Medir el tiempo de permanencia te va a decir si tu sitio móvil necesita o no una revisión. 

MEDIR LOS CONDUCTORES EN CANALES DE TERCEROS

Para formarte una buena imagen de tu marketing digital, debes medir también los conductores en canales de terceros: Youtube, Facebook, Instagram, Twitter, LinkedIn… (aquellos en los que los posts pasan rápidamente por tu feed como una actualización de un estado o un tweet). 

En YouTube deberías medir las visitas, la cantidad de personas que han visto tus vídeos y anuncios. También debes fijarte en lo que llamamos “completos”, es decir, los usuarios que vieron todo tu vídeo o anuncio, ya que esto te muestra en qué medida conseguiste atraer su atención. 

En las redes sociales basadas en flujos enfócate en ver la amplificación, es decir, (compartidos, guardados, retweets…) todas las acciones que diseminan tu contenido más allá de público inmediato. También debes medir lo que se llama “aplauso”, los me gustas, para saber si los usuarios se hacen eco de tus ideas de contenido (aunque no es lo más importante). 

Vamos con un ejemplo para empezar a medir conductas

Primero concéntrate en la hipótesis de que ya tienes todos tus canales de marketing funcionando. 

¿Qué es lo que más te preocupa? ¿Qué las personas solo visiten tu página de inicio, que ignore tu sitio móvil, que no hagan caso a las actualizaciones en las redes sociales?

Debes saber cuál es el punto de contacto con tu comunidad, es decir, donde interactúas más con tus clientes (web en móvil, web en escritorio, red social…). También tendrás que saber cuál es el negocio más importante para ti en este momento (conseguir visitantes que vuelvan a tu web, una página web en móvil más fuerte o ser más influyente en redes sociales). 

Tu punto de partida para seguir el comportamiento de los canales de tus redes sociales es analizar las visitas, visualización de vídeos y la tasa de amplificación y de aplauso de tus perfiles. Es muy importante que lo tengas todo en cuenta. 

¿Has analizado estos datos para saber cómo está funcionando tu estrategia de marketing digital?

Déjame tu comentario ¡te leo!

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0.00